Omitir vínculos de navegación
Noticias
 
El vertido tóxico al Guadiamar cumple diez años
Tras el desastre ecológico del vertido tóxico de las minas de Aznalcóllar en el río Guadiamar, este se ha transformado en un "corredor verde".
Por Erika López,
 el 21/01/2008.
En el año 1998 se producía en las cercanías de Doñana uno de los accidentes medioambientales más graves ocurridos en Europa: la rotura de la balsa de residuos tóxicos de la mina de Aznalcóllar. El sábado 25 de abril a las 03:30 horas de la madrugada se recibe en el puesto de la Guardia Civil de Sanlúcar la Mayor una llamada telefónica de un vecino anónimo informando “haber oído un fuerte ruido en la zona del río Guadiamar”. Se había producido la rotura del muro de contención de la balsa de almacenamiento de residuos mineros de las minas de Aznalcóllar, que explotaba la empresa sueco-canadiense Boliden Apirsa S.L.



Inmediatamente se activaron todas las alarmas y se puso en marcha un enorme dispositivo de limpieza y restauración sin precedentes, donde la ciencia y la tecnología jugaron un papel protagonista. La catástrofe arrojó cifras mayúsculas: se escaparon de la presa 7 millones de metros cúbicos de lodos tóxicos, la superficie contaminada fue de 4.634 hectáreas a lo largo de 63 kilómetros de cauce del Guadiamar, se utilizaron 500 camiones de limpieza que durante 208 días recorrieron un total de 17 millones de kilómetros, se realizaron más de 15.000 análisis científicos y aparecieron 37,4 toneladas de peces muertos.
      



Una vez superada la limpieza más urgente, en la que se contó con un importante apoyo de la comunidad científica, se hizo evidente que para abordar con éxito el objetivo último de la restauración del Guadiamar era necesario intensificar la colaboración de administraciones y científicos. Comenzaron los trabajos de investigación asociados a crear lo que hoy conocemos como Corredor Verde del Guadiamar, y apareció el denominado PICOVER, uno de los programas de investigación más importantes que se han puesto en marcha en nuestro país para abordar un problema ambiental y social de la envergadura del ocasionado por el vertido de las minas de Aznalcóllar. De la mano, el Proyecto Doñana 2005, que aspiraba a regenerar la hidrología natural de Doñana.



El accidente minero del Guadiamar debe ser considerado como todo un ejemplo de la utilización del potencial científico y tecnológico de un país para  conseguir remediar un desastre, con una repercusión positiva directa en el medio ambiente y, por tanto, en el ciudadano. Hoy, una década después, la catástrofe ambiental más importante ocurrida en España hasta el momento, y una de las mayores de las últimas décadas en Europa, no ha sido borrada de nuestras memorias.



LA MAYOR EXPOSICIÓN AMBIENTAL DE ESPAÑA

Con ese espíritu nace la exposición “Guadiamar. Ciencia, técnica y restauración”, para conmemorar una fecha que no dejó a nadie indiferente y acaparó a los medios de comunicación en los meses posteriores al vertido. En un espacio de casi 2.500 metros cuadrados la exposición se constituye como la más grande celebrada hasta el momento en España sobre temática ambiental. Su principal valor es la cohesión de diferentes puntos de vista sobre el que pudo ser el mayor desastre ecológico de Europa: la visión de los niños, de los ciudadanos, los científicos, los humoristas gráficos y los artistas, entre otros. La diversidad, el sentido crítico y un diseño moderno y atractivo hacen que este evento sea una de las citas imprescindibles para los ciudadanos en 2008. Una exposición que pone a la ciencia al servicio de todos.



Las secciones con las que cuenta son las siguientes:



• Los accidentes ambientales más importantes ocurridos en el mundo.

• La minería en la faja pirítica.

• El desastre: marco geográfico, desarrollo cronológico, los trabajos de coordinación científica, limpieza y restauración, evolución de los niveles de contaminantes, cuantificaciones y comparativas, etc.

• Foro social con las opiniones de los distintos colectivos implicados.

• Hemeroteca.

• La visión de los niños.

• La visión de los humoristas gráficos.

• La visión de los artistas.

• Doñana 2005.

• Corredor Verde del Guadiamar.

• Punto de documentación, en el que se han recopilado cientos de artículos científicos, libros y otras publicaciones sobre el vertido y los trabajos posteriores.

La entrada a la exposición será completamente gratuita, y estará abierta al público del 1 de febrero al 30 de junio de 2008 -incluidos domingos y festivos- de 10:00 a 21:00 horas, en el Pabelllón del Futuro de la Isla de la Cartuja.

La exposición está organizada por el Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC), a través de la Estación Biológica de Doñana (EBD) y patrocinada por la Consejería de Medio Ambiente, el Ministerio de Medio Ambiente, la Consejería de Innovación, Ciencia y Empresa, la Fundación Cajasol, la Sociedad Estatal de Conmemoraciones Culturales, Egmasa y Tragsa.



Para más Información:

Erika López
Gabinete de prensa EBD
Email: divulgacion2@csic.es
Teléfono: 687 08 85 15

Glosario